sábado, 25 de enero de 2014

PURA ARGENTINA TIÓ DE BREA, MAESTRA (REVISADO Y CORREGIDO)

Diciembre nos la trajo, diciembre se la llevó...

Vino al orbe el 29 de diciembre del 1925, en Santa Cruz de Mao, hija primogénita de Jaime Tió y Carmen Santana Minaya, al rumor de las aguas cantarinas del caudaloso río Mao y bajo la fronda de altos queneperos y ceibas centenarias. Fueron sus padrinos los abuelos de los del Villar Jorge, Martín del Villar (primer notario público de Mao) y su esposa Leonilda Pimentel. A muy temprana edad saboreó junto a sus hermanitos el amargor de la orfandad ya que ambos padres fallecieron en los años 33 y 34 respectivamente, lo cual marcó como con espada de Damocles, sus vidas y anhelos. Sus estudios primarios los cursó en la escuela pública Generalísimo Trujillo, bajo la tutela de los profesores José Ramón García (Monche o Sr.García), Teresa Brea de Luna (Doña Teté), Juanita Aracena, Graciela Reyes Tineo (Gachén), M. Chea Reyes Espaillat de Fermín (hija de Emilio Reyes Aranda), Luis Luna Bisonó, Mercedes Núñez de Güichardo, Julio Ernesto Concepción, Mélida Marmolejos, Juan Eligio Rodríguez y en la secundaria algunos de sus profesores fueron Leónidas Ricardo Román (don Leo), Sonis Martínez Vanderhorst (Pitico) y Rosa Hanluis, prestigiosa pero poco citada por los maeños.

Se recibió en 1947 de Maestra Normalista, en Santiago de los Caballeros, bajo la dirección del afamado maestro Onésimo Jiménez, con marcada influencia de los profesores Eugenio María de Hostos y Ercilia Pepín. Laboró desde 1955-57, en la Escuela Primaria Urbana Generalísimo Trujillo y desde 1957 al 1972 en la Escuela Pericles Disla, de Sibila, cuyo nombre le fue propuesto al Ministro de Educación, luego de decapitada la tiranía, por ella, Lilliam Reyes de Sanabia y Altagracita Rodríguez de Fernández. Fue la profesora que inició en los barrios maeños el Programa de alfabetización de adultos, a instancias estatales (1957-71).

El 22 de febrero del 1947, contrae nupcias en la iglesia católica de la Santa Cruz, hoy Catedral, con nuestro padre Héctor Brea Acosta, procreando a César, Vielka, Eduardo y quien suscribe, Héctor Brea Tió. Agradeció la ayuda en sus estudios de Marino Tió (su Hno.), Doña Jeanette Bogaert y Lola Santana de Taveras, su tía.

El 9 de diciembre del 1986 recibió un homenaje de reconocimiento por su labor magisterial, en el Honorable Ayuntamiento Municipal, junto a los profesores Damico Reyes, Pura Peña de Colón, Aura Betances, Lavinia Del Villar y otros.

Falleció en su lecho con estoicismo y cristiana resignación, el 10 de diciembre del 2000 en Santo Domingo, purificada como un nardo, como una rosa blanca.


Diploma que le otorgara el Ministerio de Educación (Secretaría) por ser la primera profesora de Mao que dirigió el programa de "Alfabetización de adultos", en 1955.

HÉCTOR BREA TIÓ

9 comentarios:

  1. Hector Ricardo ,que bello y hermoso es escribir con tanta propiedad y entrega de atributos que adornaron a un ser querido como tu madre .Yo me inclino ante su tumba y deposito una flor Blanca por su eterno descanso .Abrazos ,hermano . Evelio Martinez.

    ResponderEliminar
  2. Hector que bello que Dios te dio la bendicion de escribir y asi hacerlo tan bello para tu madre. Aun recuerdo esa sonrisa y esa forma de ser tan especial y dulce, Dios la tiene en su Santo Reyno, y sus hijos honrran su forma de ser con un excelente comportamiento de bien para la sociedad, su familia y sus amigos, sean bendecidos con toda bendicion cada uno de su descendencia, los quiero.
    Susana Jaquez

    ResponderEliminar
  3. La mera verdad, César, Bielka, Eduardo y Ricardo, queridos hermanos y dilectos amigos,ustedes pueden sentirse orgullosos por Querida Madre,Doña Pura, cuya personalidad la distinguió por ser excelente Madre, poseer exquisito Don de Gente, preclara Bonhomía, Maestra sin Par, Ente Social Notable, Amiga de los Amigos, Excepcional Consejera, Digna Compueblana, entre otras virtudes y valores que desdibujaron con amplitud su extraordinario espíritu de Grandeza y Desprendimiento en todo momento de su ejemplarizador devenir.
    Atesoren con extrema remembranzas y gran honor ese Ser que con sumo sacrificios dió a nuestro Pueblo fulgurantes estrellas y valiosos profesionales de humildad acrisolada, como ustedes, personajes de mucha valía, siempre de mi consideración y enorme respeto.

    Con sumo distingo,apreciada Familia Brea Tió,... siempre de ustedes,.

    Cuqui Rodríguez Martínez

    ResponderEliminar
  4. A Evelio, Susana Jáquez, Cuqui, y demás maeños que opinen sobre ese artículo, o sobre mamá, quiero agradecer encarecidamente por sus pareceres vertidos en MEEC sobre el mismo, ya que ella es, aún fallecida, merecedora de encomios o reconocimiento, por pertenecer a una generación de maestros irrepetible y con ello no la estoy endiosando, pues no debemos exagerar los méritos de nadie por el parentesco que nos vincule a ellos, pues es el pueblo, principalmente los ex alumnos de ellos, quienes han de hablar de munícipes que se destaquen en distintas áreas del saber, ciencias, historia, artes y cultura, que son a fin de cuentas, las que moldean el crecimiento y desarrollo de los pueblos. Les recuerdo que en mi libro " Mao y su gente", págs.131-133 aparece una semblanza más completa de ella, y ya concluyo reiterando que ella hizo honor a su nombre Pura, purificándose como dijo Martí, como una rosa blanca. UN FUERTE ABRAZO DE HÉCTOR BREA TIÓ.

    ResponderEliminar
  5. Mi hermano Ricardo ; me considero uno de los testigos y beneficiados de las buenas costumbres captadas procedentes de tu querida madre durante la etapa de mi niñez ,ya que fui vecino contíguo tabla con tabla y patio con patio. Los beneficios adquiridos se notan con el devenir del tiempo,cuando respondemos de la mejor manera posible al pueblo que nos vio crecer.Todas las buenas y malas costumbres nos las ofrece el medio ambiente que nos desenvolvemos ;creo haber tenido la suerte de contar con el mejor vecino ya que partes de las buenas costumbres se pegan .
    Dios la tiene en su lugar merecido.
    Gracias a ti ,a Cesar ,Vielka,y Eduardo por ser los representantes de mi mejor vecina;doñ Pura.

    Manito

    ResponderEliminar
  6. CON RAZONES DE SOBRA MI AMIGA VIELKA MOSTRABA SIEMPRE AQUELLA ESQUISITEZ DE SU EDUCACION CUANDO TRABAJAMOS
    JUNTOS EN EL BANCO DE RESERVAS HACE YA 30 ANOS Y ES QUE ELLA PERTENECE A UNA FAMILIA MUY ESPECIAL Y DIGNA DE
    MUCHA ADMIRACION. TENGO EL PLACER DE LEER ALGUNAS VECES LOS ARTICULOS QUE ESCRIBEN SUS HERMANOS Y AHORA EL
    SABER ALGO DE LA HISTORIA DE SU MADRE Y ME HE QUEDADO GRATAMENTE SORPRENDIDO POR EL VALOR HUMANO QUE
    REPRESENTAN. MERECEN DE SOBRA QUE LES ADMIREMOS.

    LUIS ASENCIO

    ResponderEliminar
  7. Si emociona leer el escrito de nuestro amigo Ricardo, por la sinceridad con que lo escribe, mas emociona leer el agradecimiento de mi amiga Vielka, porque se puede notar que fue su corazòn, quien la dirigiò al escribirlo.

    Rolando Espinal

    ResponderEliminar
  8. Con mucha humildad agradezco los elogios hechos a nuestra familia, sobre todo los que expresan admiración por mi madre, de quien me siento orgullosa y privilegiada de ser uno de sus vástagos. Mi respeto, queridos compueblanos, pues ustedes también son dignos representantes que enaltecen nuestro pueblo.

    Evelio Martínez: valioso sobreviviente del atentado y vil asesinato de nuestro querido Milet Haddad, y héroe constitucionalista, de la revolución de abril del 65.

    Susana Bethania Jáquez: compañera de estudios, y sincera amiga de mi hermano Ricardo, mi cariño para ti.

    Cuqui Rodríguez: me inclino ante ti, gran ser humano y sincero por demás.

    Manito Santana: Mi vecino no... mi hermano, te adoro.

    Luis Asencio: ¡Qué sorpresa! No me lo esperaba. La admiración es mutua; eres increíble y tienes un corazón con valores natos de una persona noble.

    Isaías Ferreira: Mi respeto, mi cariño y toda mi admiración para ti.

    Quiero aprovechar el momento, para expresar mi agradecimiento a las personas que en un escrito anterior, resaltaron las virtudes de mi padre, catalogándolo como un ejemplo de trabajo y de honestidad.

    A todos, mi eterna gratitud.

    Vielka Brea Tió de Castro.

    ResponderEliminar
  9. Vielka,
    Es bueno saber de ti. Mantén el contacto. Saludos a nuestro Eduardo y a nuestro CEBRETI. Con Ricardo me comunico a diario.
    Isaías

    ResponderEliminar

Haga su comentario bajo la etiqueta de Anónimo, pero ponga su nombre y su dirección de email al final del mismo: NO SE PUBLICARÁN COMENTARIOS SIN NOMBRE Y SIN DIRECCIÓN DE EMAIL. Los comentarios ofensivos y que se consideren inapropiados, tampoco serán publicados.
El administrador