miércoles, 31 de marzo de 2010

Bombera por un día

Por Dayanara Reyes Pujols

Recientemente el Cuerpo de Bomberos Mao decidió diseñar unas cápsulas informativas con el objetivo de advertir a la Provincia Valverde en esta Semana Mayor y durante todo el resto del año, pues la prevención no es solo para esta época.

Ellos, me seleccionaron como talento para concienciar a la localidad sobre cómo prepararse en caso de salir de sus hogares o si nos quedamos en casa, cómo revisar los vehículos…

Hasta ese momento, me emocionaba la idea de educar y orientar a la población. Sin embargo la alegría fue aún más grande cuando tuve que vestirme de bombera para las grabaciones. ¡Nunca pensé montarme en el camión de los bomberos, ni mucho menos vivir unas cuantas horas de bombera!

Les cuento que la ropa de bombero que usé pesaba entre 45 y 50 libras, y mi peso es de 105 libras. Eso sin mencionar el casco, que sólo pude usar en una cápsula, pues mi cuello no resistía el peso de ese artefacto amarillo; es por eso que en la mayoría utilicé una gorra que identificaba a la institución.


Cuando llevábamos tan solo media hora de grabación, no resistía el calor y obviamente comencé a agilizar las grabaciones. Freddy Alberto, coordinador de las mismas en esta ocasión, disfrutaba a carcajadas y con una visible emoción el proceso, al cual yo quería escapar cuando el calor, el sudor y el peso de los equipos me fatigaban.

Cuando finalizamos nos percatamos que había problemas con el sonido, así que tuvimos que trasladarnos a otro punto de la ciudad, donde el silencio nos permitiera lograr una grabación mejor acabada. Prontamente le pedí a Freddy Alberto que me quitara: los guantes, la vestimenta, las botas, mascarillas, con las que no podía dar un paso, pues les juro que me iba de boca…

Vi la gloria, aunque no por mucho tiempo, pues llegamos al lugar donde grabaríamos nuevamente para continuar, luego de dar múltiples saltos en el camión de bomberos, de sentir que nos llevábamos cada esquina cuando doblábamos, aunque debo confesar que luego de varias esquinas recorridas me sentía más confiada con la seguridad al guía de Alfredo Madera.

Me conmoví cuando uno de los bomberos me dijo: “Usted se queja, pero cuando nosotros estamos con toda esa vestimenta y tenemos que durar mínimo como 2 horas apagando el fuego o cuando llueve, el traje se pone más pesado y ni hablar del peso de la manguera”.

En ese momento comprendí que los bomberos trabajan en beneficio de la sociedad: sacrificio, abnegación, dar a cambio de sentirse bien por salvar a alguien, lo hacen de corazón. Sabemos que por razones económicas solamente no es, pues son éstas tareas que no todo el mundo puede hacer: no hay dudas de que son héroes indiscutibles; trabajan las 24 horas, el bombero es un gran servidor.
Siga leyendo...

martes, 30 de marzo de 2010

Por qué no me gusta el reggaetón, rapeo, merengue rap, ni ningunas de esas modalidades

DO-RE-MI
Por Juan Colón

¿Qué le parece el reggaetón, Juan?

Siendo músico he oído esa pregunta innumerables veces y lo considero natural.

Tratando de no ofender, casi siempre doy una respuesta “diplomática”. Sin ánimo de desdeñar a quienes los prefieren, me he decidido a dar una contestación más a tono con lo que como músico pienso acerca de esos ritmos, y como escribo en un medio maeño, voy a comenzar haciendo una pregunta: ¿Qué hace al atardecer maeño un espectáculo extraordinario?

En el curso de este escrito encontrarán mi respuesta.

Música es melodía y armonía caminando de la mano y estos nuevos géneros musicales es lo que menos tienen.

Al escuchar música son las líneas melódicas las que te llegan y mueven tu espíritu; son las que te llevan a meditar, a guardar silencio, te encumbran a un plano superior en el que te cuestionas y buscas respuestas dentro de ti; en cambio estos géneros musicales no te llevan a esos lugares donde el ser humano anhela paz interna o por lo menos establecen una conexión armónica que te transporta sin dejar en ti una sensación de vacío al acabar.

No tienen un patrón rítmico que pueda ser original, son “Templates” (algo así como las plantillas musicales incorporadas en los pianos y órganos electrónicos) de los patrones de ritmos que sirven para hacer secuencias.

Si bien es cierto que grandes artistas usan esos Templates, no es menos cierto que tienen otro concepto mucho más profesional y son creados por grandes arreglistas de mucha conciencia musical.

Lo que importa son las orquestaciones que los músicos de conciencia logran sobre esas bases rítmicas, llenas de líneas melódicas y las hermosas bases armónicas que las sustentan con las que crean hermosas canciones y/o
composiciones, lo que las diferencia de lo que se hace pasar por música hoy día.

Si un cantante no tiene buena voz, llena de matices, si su música carece del registro y la profundidad necesarios, no podrá llegar a un público selecto que busca la calidad en todo aún sea en simples melodías.

Si escuchamos a los grandes clásicos como Mozart, Schubert, Mendelsson, Beethoven, etc., etc. podremos sentir la belleza de las líneas melódicas, provenientes de cuerdas, flautas, arpas, piano, etc., que nos conmueven porque el cuerpo al igual que la música es energía que vibra a determinada frecuencia, por eso nos conectamos y nuestros estados de ánimos son esquematizados al escuchar determinado intérprete o instrumento el cual en el momento de nuestro sentir vibra a nuestra frecuencia.

Si asiste usted a clases de Yoga, meditaciones, relajamientos, o reiki, escuchará música de hermosas melodías, sesiones de cuerdas, sonoridades que impactan las regiones donde sólo se produce la paz del ser humano.

Si escucha a Vivaldi en Las Cuatro Estaciones, podrá ver cómo de una manera magistral este gran compositor se compenetra con la Madre naturaleza y hace música describiendo las características de cada estación. Hay un DVD describiendo con paisajes hermosísimos “Las 4 estaciones” y si deja correr su mente se transportará a cada estación produciéndole al cuerpo un relajamiento sobrenatural que lejos de causarle mal humor, inquietud de violencia, lo lleva a una calma sin precedentes.

A pesar de haber pasado siglos, la música de los grandes maestros sigue siendo la preeminencia de la excelencia; sus grandes compositores pusieron el alma en cada nota musical, como también lo hicieron sus grandes intérpretes.

Esto jamás puede suceder con la música hablada, sin armonía, sin cantantes, donde todo vibra en una sola frecuencia, en monotonía, incapaz de inmutar el cuerpo humano, porque carece de los matices emotivos de las melodías que vibran en una amplia gama del registro auditivo.

En los centros de terapia musical se buscan las melodías de tonalidades hermosas, las que permiten ser atraídas por el imán musical invisible del cuerpo humano. Las melodías de las canciones conectan al sujeto con el tipo de problema que pueda estar pesando sobre él en esos momentos y lo desvanece.

No tengo nada en contra de esos nuevos géneros, sólo que por la falta de los ingredientes arriba citados, no soy parte de sus seguidores sin importar que tan famoso o adinerado haya llegado a ser su intérprete… en otras palabras, no entran en mi reino.

Si bien estamos viviendo en una sociedad en la que cada uno hace y dice lo que le dé su gana, y nadie tiene derecho a criticar, aprovecho esa gran democracia para expresar mi punto de vista. Creo en lo imperecedero.

Sí, creo en lo imperecedero como son imperecederas en quien lo haya visto, las emociones que suscita la gama rica en matices de la mezcla de colores
del fabuloso atardecer maeño.
Siga leyendo...

lunes, 29 de marzo de 2010

ELIMINACIÓN DEL BARRILITO

Por Fernando Rodríguez C.

Lo correcto y procedente desde el punto de vista ético es la eliminación definitiva, no la suspensión provisional, del denominado “barrilito” de los senadores que aunque legal es inmoral por el privilegio irritante que representa no solo frente a los contendientes políticos por cargos electivos, sino también ante una sociedad hastiada por la inequidad propiciada por un congreso que, sin rubor, legisla en su provecho, contraviniendo principios elementales de la ética y la correcta administración.

Los privilegios que se adjudican los mal denominados representantes del pueblo, los ubican en un plano de superioridad social y económica que sobrepasa, con creces, el status de los demás servidores públicos, incluyendo a los ministros, quienes laboran normalmente sin horarios y sin treguas, contrario a los legisladores que asisten, cuando les da las ganas a su curules de martes a jueves, a levantar las manos sin siquiera molestarse en leer los proyectos de leyes que les son sometidos.

En cambio, estos señores reciben en adición a sus lujosos sueldos mensuales, dos exoneraciones de vehículos de motor sin límite de precio por período, los millonarios fondos mensuales para su uso “social”, dietas, guardaespaldas, choferes, pasaportes diplomáticos, mantenimiento de oficinas, con su numeroso personal tanto en el congreso como en su comunidad, asignación de armas de fuego, placa oficial, seguros de salud, club social exclusivo y hasta retiro con pensión privilegiada.

En cuanto al manejo pulcro de los fondos recibidos para supuestas obras de bien social que en el caso de que se ejecuten constituyen una labor de proselitismo político personal con el dinero del contribuyente, hay que dudar, si tomamos como ejemplo la infeliz actuación del senador que por años se embolsillaba 15 de 20 mil pesos mensuales que le había cabildeado a una empleada doméstica suya mediante una “botella” o empleo público.

Por esas y otras muchas razones ya es tiempo de que se tome en cuenta las opiniones editoriales de nuestros principales medios periodísticos, del Cardenal López Rodríguez, del presidente de la Junta Central Electoral, doctor Julio César Castaño Guzmán, sectores, entidades y personas representativas que abogan por la eliminación de un privilegio que no se justifica en un país de salarios de miseria donde ni siquiera a los médicos se le ha podido ofrecer un justo aumento de sueldos.


SANTO DOMINGO, D.N.
2 9 de Marzo del 2010.-



Siga leyendo...

sábado, 27 de marzo de 2010

NO LO CREO

Por Lavinia del Villar

“También nos gloriamos de los sufrimientos; porque sabemos que el sufrimiento nos da firmeza para soportar.”
Romanos 5.3

Cada año los cristianos vivimos la Cuaresma, que termina con la Semana Santa. Una época muy significativa para los que creemos en Jesús. Un período de dolor, de pena, de sufrimiento, de calvario…, aunque también de alegría y de gozo, porque después de la muerte vino la resurrección. ¡Bendito sea Dios!… ¡Cristo resucitó!... ¡Cristo está vivo!

A mí particularmente me encanta Jesús. Admiro su obra, me gozo con sus palabras tan sabias, me impresionan mucho sus milagros, y me entristece mucho su “vía crucis”, y su muerte tan trágica.

Pero realmente, me he preguntado muchas veces, ¿cuál fue el mensaje que Él nos trajo? ¿Qué quiso decirnos al ofrecerse para ser juzgado y crucificado?... Pienso que todavía debemos reflexionar mucho para entenderlo.

A través de dos mil años hemos interpretado su trayectoria de muchas formas, y sería un atrevimiento imperdonable de mi parte tratar de contradecir lo que muchos expertos han deducido de sus palabras y sus parábolas.

Dicen que Él se despojó de sí mismo para hacerse semejante a nosotros. También, que cada latigazo que Él recibió y cada abuso de que fue objeto lo provocamos nosotros con nuestros pecados.

Creo en su entrega… creo en su amor… creo en su sacrificio. Pero sin embargo… No creo que su propósito al inmolarse para redimirnos por nuestros pecados, fuera dejarnos sumidos en la culpabilidad, porque somos responsables de su muerte; ni que murió para que toda la vida sintamos que no somos merecedores de recibirlo, y que por más que tratemos, seguimos siendo indignos de Él. No lo creo… Creo que Jesús nos perdona, nos aprecia y nos ama.


Antiguamente muchos creyentes usaban la “mortificación corporal” como un recordatorio perpetuo del sufrimiento de Cristo. Se flagelaban la espalda hasta sangrar, y usaban el cilicio, que era correa de piel salpicada de púas metálicas que se incrustaban en la carne, porque creían que con el sacrificio y el martirio complacían a Dios. “El dolor es bueno”, decían ellos, “agrada a Dios.”

No creo que Dios se contente porque nosotros suframos, ni que se regocije porque sintamos dolor. No lo creo… Creo en Jesús padre, en Jesús hermano, en Jesús amigo.

Creo que Jesús quiso alertarnos sobre la existencia de los traidores como Judas, de los que nos niegan como San Pedro, de los tibios que se lavan las manos como Pilatos, de los perversos como Herodes, y también de los que nos ayudan a cargar nuestra cruz, como el Cirineo. Creo que con su pasión nos mostró que además de la traición, existen el rechazo, la injusticia, la avaricia, la indiferencia y la crueldad, pero que también existen la bondad, la caridad, la entrega, la confianza y la fe. Y sobre todo, creo que nos quiso decir que el dolor nos hace humanos, nos obliga a reflexionar, y nos fortalece.

Creo que Jesús quiere que entendamos que el sufrimiento nos enseña a apreciar, a valorar, a ser mejores, y a tener compasión…

Pero que Jesús se contente con hacernos sus siervos indignos… No lo creo.

“Dios quiere algo más que nuestra obediencia. Dios quiere una relación de amor con nosotros.” Carolyn Wilker
Siga leyendo...

martes, 23 de marzo de 2010

La Grenada Company (II)

Vivencias
Por Pablo Mustonen

Manzanillo: así llamaron los "gringos" al puerto natural de Pepillo Salcedo. Este bello puerto, con un calado de mas de 80 pies de profundidad, en donde podía entrar el buque mas grande de la época, aun es tan profundo como en aquel entonces; era el batey donde la Grenada Company tenia la administración general, talleres, bodegas, almacenes refrigerados para la "Bananina" y era el lugar de embarque del guineo destinado a los EE.UU. y Europa.

La Grenada tenía además, varios bateyes o fincas, entre ellas: La Cruz, Palo Verde, Magdalena, Madre, etc.; al entrar Mao en la siembra del guineo se agregó El Pocito, ubicado en las afueras de Guayubín, hasta donde se extendió la vía férrea y se instaló el lavadero principal con el mismo nombre, el cual servía como centro de acopio, para las frutas traídas desde Cerro Gordo, Guayacanes, Amina, Mao, Alto del Yaque, Esperanza, etc.

Manzanillo, era el corazón principal de la United Fruit, que mercadeaba el banano con la marca de "Chiquita Brand" o "Chiquita Banana" con su matriz en Boston, Mass. El batey se distinguía por la construcción de sus bellas casas, hechas en roca natural, su casa club con un enorme campo de Golf y una inmensa piscina olímpica, nunca me atreví a saltar desde el trampolín superior, pensaba que caería fuera, en el suelo y por lo tanto lo evitaba. Todo lo relacionado con la administración, estaba ubicado en este poblado, en donde no había apagones y el agua podía ser tomada desde la llave, sin temor a adquirir ninguna enfermedad. Cuando había embarque (una o dos veces a la semana) era todo un “hervidero”, los marinos que llegaban en los barcos se trasladaban al pueblo, en busca de diversión y los locales a completar o rellenar las bodegas del barco bananero. El caballo de hierro, que galopaba sobre el sendero acerado de la vía férrea, era un continuo ir y venir, su clásico "clap-clap-clap" al transitar lentamente al entrar al puerto, era una melodía a los oídos de los residentes, normalmente los marineros traían bebidas extrañas y embutidos, que gustosamente compartían con los obreros. Los sudorosos "echa días" con su torso semi-desnudo trabajaban por turnos de 12 horas cada uno, dormían en donde podían, normalmente debajo del tablado del puerto. Las enormes correas transportadoras, servían de cuchara para alimentar el estómago insaciable de los barcos bananeros.

En el barrio principal vivían los ejecutivos: Mr. Break, Mr. Spencer, Mr. Arnio, etc., y alguno que otro dominicano. En el hotel de solteros, moraban los empleados que aún no se habían casado y los visitantes que llegaban casualmente. Los empleados dominicanos, vivían separados del barrio de los ejecutivos y sus casas eran mucho más modestas y menos cómodas, pero para esa época eran mansiones.

En sus bodegas se podían obtener mercancías libres de impuestos y si eras empleado podías poner el tiempo para pagarlo sin intereses, pero religiosamente cada mes te llegaba la deducción del pago correspondiente.

Si tenías suerte de encontrarte con uno de los ejecutivos conocidos, podías darte unas cuantas vueltas por la bahía, en el lanchón de la "compañía", era una aventura que jamás repetirías en tu vida.

La vida social era muy activa, sus famosos bailes y los torneos de golf, entre ellos el más famoso era el SI-MEON o sea Simeón. Para este torneo se clausuraban todos los baños del club y cada vez que algunos de los participantes hacía un hoyo, debía tomarse una cerveza Presidente de la grande, como ellos decían (cúi-cúi) de una sola sentada; al cabo de unas cuantas horas y hoyos, ya la vejiga estaba reventando y cuando tratabas de eliminar el líquido acumulado, las mujeres te seguían por doquier haciéndote la vida imposible, hasta que te resignaba y echabas la vergüenza por la borda, los que tenían su "tesoro" más pequeño, eran objeto de burla y por lo tanto los primeros en abandonar el torneo. Otras actividades eran las celebraciones de las quinceañeras, hijas de los ejecutivos. Se contrataban las mejores orquestas y la bebida corría a raudales, normalmente terminaban en horas de la mañana, con un tremendo "sancocho".

La "bananina" era la marca de fabrica con que se exportaba el puré de guineo, que servía como alimento para estudiantes y militares, (hace tiempo que no veo este tipo de alimento). Su proceso era sencillo, pero para madurar los racimos de guineos "rechazados", debían mantenerse refrigerados por un largo tiempo, ya que el color debía ser uniforme, de lo contrario se rechazaban los que no lograban esta calidad, luego se molían y este puré se empacaba al vació en latas de siete galones.

Había una regla en la Grenada y esta era muy interesante, ya que normalmente después del trabajo, llegábamos a cualquier sitio por unas cervezas. La regla era: "Fuera del trabajo, todos somos iguales", frecuentemente aprovechábamos esto, para vengarnos de nuestros jefes, los cuales soportaban la bebida menos que nosotros y por lo general, los llevábamos arrastrados a sus casas. Pero en la siguiente mañana, era como si nada hubiese sucedido y éramos invitados a tomar el cafecito del alba.

En Manzanillo había el mejor supermercado, la mayoría de los productos eran importados a unos precios regalados ya que Manzanillo era considerado una zona libre de impuestos. Todos los productos se vendían a costo a los empleados: relojes, whisky, etc. y luego te lo descontaban de tu sueldo y podías hacer un plan de pagos.

Siga leyendo...

sábado, 20 de marzo de 2010

El fogón de Tía Angie

Bocadillos: Niño Envuelto, Pimientos Rellenos, etc.

Mis queridas/os sobrinas/os, aquí regreso para brindarles todo mi cariño a través de esta mi sección. Espero disfruten las recetas que he escogido para ustedes.

Niño Envuelto

Ingredientes:
3 Tazas de arroz blanco Cocinado
1 Repollo grande (col)
½ libra de carne molida
1 cucharada de pasta de tomates
1 Cucharada de sal (al gusto)
1 Cebolla pequeña
1 Ajie verde
1 Cucharada de Salsa picante (Tabasco)
1 Cucharadita de pimienta molida (Opcional)
2 Cucharaditas de Agua

Salsa

2 Cucharadas de Aceite de Oliva
4 Tomates pelados y picados
2 Cucharadas de Pasta de tomates
1 Diente de Ajo (triturado)
½ Cucharadita de cilantrico picadito
1 Pizca de Azucar
Oregano
Sal
1 Taza de agua

Preparación: Pon a calentar un galón de agua con un poco de sal cuando este hirviendo retirala del fuego y agrega una a una las hojas del repollo entera que iras mareando en esta agua caliente hasta que comienze a ablandar. Luego sacalas del agua y reservalas.

En un tazón o bowl sazona la carne molida con los ajies, cebolla, cilantro, tomates bien picaditos . Agregar la pizca de oregano, pimiento , tabasco y sal.

En una cacerola pon a calentar aceite y echa la carne revolviendo hasta que este bien cocida, agrega dos cucharadas de agua y dos cucharadas de pasta de tomates. Deja sofreir a fuego medio y deja que el liquido que suelte se evapore , ajuste la sal al gusto. Retire de fuego y reserve.

A las hojas que hemos reservado de repollo le vamos a quitar el corazon o parte dura y reservamos, en cada centro de la hoja vamos a poner una cucharada del arroz ya cocinado , una cucharada de carne en el centro del arroz y termine con otra cucharada más de arroz.Enrolla y cierre con un palillo (opcional) .

Aparte vamos a hacer la salsa en una olla con todos los ingredientes que les he sugerido, una vez hirviendo vamos a poner parte de los corazones o tallitos duros que le quitamos a las hojas de repollo en el fondo de la olla con la salsa para que no se desvaraten y vamos agregando nuestros niños envueltos poco a poco, sin mover dejamos cocer por unos 10 minutos ,no más y listos.

Pimientos Rellenos

Ingredientes: 8 Pimientos
1 Libra de Carne molida
1 Taza de Arroz cocido
1 Huevo
2 Cucharadas de Salsa de Tomate
1 Caldo de pollo
½ Cucharadita de Sal
1 Cebolla rallada
1 Cucharada de Salsa inglesa
2 Cucharadas de queso rallado
1 Lata de Salsa condimentada.

Preparación: Escoja los pimientos bien verdes y del mismo tamaño, Cortelos a lo largo por la mitad. Lave cuidadosamente retirando las semillas y los filamentos. Seque bien uno a uno.

Mezcle juntos la carne, desbaratando y uniendo bien, el caldo de pollo, la sal, la cebolla rallada, la salsa inglesa, el queso, el huevo, la salsa de tomate y por último el arroz.

Rellene cada Ajíe con esta mezcla y ponga en un pyrex engrasado. Diluya con ¾ taza de agua la salsa condimentada y vierta la mitad alrededor de los pimiento. Tape con papel de aluminio bien apretadito y horneé a 350º por 30 minutos. Retire el papel, y si la salsa del pyrex está muy espesa aclare un poco con la restante, vierta algunas cucharadas sobre y alrededor de los pimientos y rocie con queso rallado. Horneé destapado por 10 minutos más para que se gratine.
Bolitas de Queso

Ingredientes: 3 Claras de huevos
1 Pizca de pimienta
½ libra de queso cheddar rallado
1 ½ taza de aceite para freir
1 ½ taza de pan rallado
1 Huevo batido con dos cucharadas de agua
1 Pizca de sal

Preparación: Bata las claras a punto de nieve, sazone y adicione el queso con cuchara de madera. Mezcle hasta formar una pasta que tenga consistencia para moldearla en una bolita de 3/4 de pulgada de diametro. Pase las bolitas por huevo y luego por pan rallado. Fria en aceite caliente.

Croquetas de atún

Ingredientes: 3 Cucharadas de margarina
1/3 taza de harina
2 cucharaditas de sal (al ras)
1 taza de leche
2 tazas de atún
1 cucharada de cebolla picada
2 cucharadas de perejil picado
2 cucharadas de jugo de limón
2 tazas de pan molido
1 huevo, pimienta,aceite

Preparación: Derrita la margarina, añada la harina y la leche, sazone con sal y pimienta, formando una masa de salsa blanca. Dejela enfriar, luego añadele el resto de los ingredientes.
Forma las croquetas y pasalas por el huevo y el pan. Frielas en aceite abundante de 7 a 8 minutos.

Piononos

Ingredientes: 4 platanos maduros
1 huevo
1/2 libra de queso cheddar, o que se derrita bien
abundante aceite para freir
Azúcar parda para espolvorear antes de freir

Preparación: Pelar los plátanos , patir en lonjas, 4 lonjas por cada plátano, a lo largo. Poner el azúcar, freir en abundante aceite hasta dorar, colocar en papel absorvente, partir el queso en cuadritos de 1/2 pulgadas. Luego batir ligeramente el huevo, colocar una pizca de sal al gusto, enrrollar el queso en los plátanos ya fritos pincharlos con palillos, luego pasarlo por el huevo y freir nuevamente.

(Puedes rellenar con carne molida lista para rellenos)

Siga leyendo...

viernes, 19 de marzo de 2010

La Revolución Agrícola de Musié Bogaert en Mao (I)

Por Rafael Darío Herrera R.
El autor es historiador y en la actualidad funge como Subdirector Ejecutivo del Archivo General de la Nación

Segunda parte

En el siglo XIX la mayoría de los sociólogos y gobernantes dominicanos veían la inmigración como la panacea para la solución de los problemas del país y sobre todo para el progreso de la Nación. Para Ulises Francisco Espaillat, por ejemplo, ésta sería “la prosperidad, el porvenir, la vara mágica de Moisés, la bendición del cielo”.

Si el ingeniero belga flamenco Louis Libert Bogaert (1866-1935), pionero en la producción de arroz bajo riego, hubiera venido a Mao como resultado de una estrategia oficial de atracción de migrantes probablemente hubiera representado un caso paradigmático en el sentido en que lo concibe Espaillat.

Pues la transformación económica y social que comportó la común de Mao a partir de la segunda década del siglo XX se halla asociada a la emergencia de las plantaciones arroceras que éste inició aquí. Y por esto es factible aseverar que este cereal, al igual que la caña, es un hacedor de pueblos.

Mounsier Bogaert (o musié como lo llamaban los maeños) arribó al país el 2 de octubre de 1889 a trabajar en la construcción del Ferrocarril Central Dominicano (Puerto Plata – Santiago) durante la dictadura de Ulises Heureaux. Su labor inmediata consistió en dirigir los estudios para la selección de la vía férrea, internándose en el espeso bosque de la cordillera Septentrional.

Al concluir la obra en enero de 1893 el ingeniero Bogaert retornó a Bruselas en compañía de su esposa Dolores Román y en agosto de ese mismo año fijó su residencia definitiva en la ciudad de Santiago, en la calle Restauración esquina 30 de Marzo.

En la loma de Jacagua, en el lugar denominado La Búcura, Bogaert estableció una finca modelo donde cultivó café y cacao, además de algunas plantas exóticas (melocotón, por ejemplo) dadas las excelentes condiciones climáticas allí predominantes. En estos cultivos empleó novedosas técnicas agrícolas.

En Santiago, el ingeniero Bogaert realizó una intensa labor profesional. Entre las obras más sobresalientes construidas allí podemos citar el puente sobre el río Gurabito (1893), el Palacio Consistorial (1894-1897), el acueducto de Santiago (1894), la evaluación de los daños ocasionados por el terremoto de 1897, la glorieta del parque central de Santiago (1908), ingeniero del ayuntamiento de Santiago, entre otras funciones.

En 1915 el ingeniero Bogaert arribó a Mao en compañía del agrimensor Carlos Mejía para mensurar los terrenos del Ejido, y aceptó tomar en tierra (unas 1,600 tareas) el pago de sus honorarios. En esta época la planicie de Mao era virtualmente un erial. La tierra estaba cubierta de bosque espinoso y seco (guazábaras, cambrones, aromas, baitoa, etc.) y la pluviometría reducida. Pero a pesar de la aridez, la tierra era extremadamente fértil y sólo requería irrigación.

Posteriormente Bogaert compró 8,640 tareas que tenía su compañero Mejía en Hatico. Y, debido al escaso valor que poseía la tierra en Mao, al igual que en la mayor parte del país, progresivamente adquirió importantes porciones de terreno a un precio que oscilaba entre los 25 y los 50 centavos la tarea.
Siga leyendo...

Bienvenida www.palalinea.com

Nos llena de regocijo dar la bienvenida a la nueva publicación de Internet www.Palalinea.com la que se propone brindar informaciones y entretenimiento a sus lectores, tanto de la línea Noroeste, en República Dominicana, como del mundo. Para visitar la página haga Click aquí.

Palalínea.com es una publicación de El Secre Productions.

¡Enhorabuena y muchísimo éxito!



www.Palalinea.com
Siga leyendo...

jueves, 18 de marzo de 2010

En República Dominicana… Comparando diferentes vivencias…

Por Dayanara Reyes

Hace unas semanas me encontraba realizando funciones particulares en mi lugar de trabajo, me asignaron una visita procedente de Costa Rica para realizar un recorrido y coordinar algunas entrevistas con mis compañeros de trabajo. Nidia, nuestra visitante, estaba en nuestro país por primera vez.

En cada recorrido que hacíamos, recordaba un escrito del destacado comunicador Freddy Beras Goyco, pues en dicha publicación nos narraba cómo comparaba su visita a Miami con las ocurrencias sin igual de nuestro territorio.

Según me contaba Nidia, mientras confrontaba entre Costa Rica y nuestra gente, que era imposible ver: los motoconchos sin cascos protectores; camionetas en sus “camas” (parte trasera) llena de estudiantes para trasladarlos a sus destinos, tomando el riesgo de caer o accidentarse; guardias con grandes escopetas, supuestamente proporcionándonos “seguridad”. Situación esta última que ponía muy nerviosa a nuestra visitante y quien me preguntaba si teníamos una situación especial en nuestro país o en la zona, cada vez que nos detenían en un puesto de chequeo.

Semáforos en rojo que nadie respetaba. En una de las calles se formaba el símbolo de más (+) estábamos cuatro vehículos, cada uno en un punto del cruce, no había semáforos y muy rápidamente Nidia me dice: “Verifiquemos la señal de tránsito para saber quién cede el paso”, pero tampoco había una señal… Así que espontáneamente comenzamos a pasar.

Cuando visitábamos uno de los restaurantes, tardábamos horas en recibir la comida ordenada, y mucho más para pagar la cuenta. Y hablando de comida, a Nidia le impresionaba ver cómo las carnes de venta estaban al aire libre, llenas de polvo, y nosotros los dominicanos diciendo “las carnes que están colocadas al sol, son las buenas para comprar, mientras más polvo, mejor saben”; y eso, sin mencionar los animales cruzando la pista, la competencia de los transportes públicos y las ventas informales en la carretera.

Para Nidia fue algo estresante en algunas ocasiones, pues en Costa Rica es totalmente diferente; para Freddy Beras Goyco o cualquiera de nosotros hubiese sido entretenido y hasta divertido e incluso aburrido sin esas particularidades. Sin embargo, a Nidia siempre le fascinó el trato sin igual de los dominicanos: alegres, simpáticos, atentos, chistosos, espontáneos y laboriosos.

¡Qué paisito el nuestro!

Siga leyendo...

Premios Casandra entre lo sublime y lo ridículo

Por Miguel de Jesús Rodríguez

Director de Oasis Dominicano

Es una pena, que una premiación que honra el nombre de nuestra Soberana Casandra Damirón, se convierta en una payasada de mal gusto; lo grotesco y lo ridículo fueron los elementos preponderantes todo el camino.

Un show de entrada (alfombra roja) largo, tedioso y luego al inicio los conductores Raymond y Miguel parecían apostar cuál de los dos decía más disparates. No estoy en desacuerdo con el humor; siempre es bueno, pero caer tan bajo, así no.

El dominicano, es alegre, efusivo, jocoso, eso debimos enseñarle al mundo. Poner a leer un discurso al atleta Félix Sánchez, a sabiendas de que apenas habla español, fue un desacierto de marca mayor y para colmo, Miguel Céspedes interrumpiéndolo.

Una Ceremonia de ese tipo, donde se hace homenaje póstumo a figuras de la altura de Luisito Martí, Luis Terror Díaz, entre otros, no era para chercha, debió tener una conducción sobria, ágil, refrescante sin llegar al sainete.

Sentí dolor por el irrespeto a la memoria de los muertos homenajeados esa anoche .En diálogos escritos y ensayados, lo menos que podía existir era coherencia y prudencia; por suerte que la Amapola trajo a Marola, del canto de nuestro Sergio Vargas.

A todo eso se suma la nominación para relleno de los talentos de Santiago, o me dirán que Danilo Basilio, José Fabián y Nelson Javier, debieron venir con sus manos vacías, por el solo hecho de no vivir en la capital.

Por suerte que la emoción de esperar que abriera para mí una Flor de Abril me mantenía despierto, mirando el Circo y sus payasos, desesperado esperando el final, para conocer el nuevo Soberano y preguntándome, ¿cuántas barrabasadas más tendré que ver?

No todo el mundo tiene facilidad para leer, eso de poner en pantalla hasta las comas y puntos puso en apuro a muchos, y por fin llegó el momento de la entrega del máximo galardón, “El Soberano”.

Claro, no fue sorpresa, pues ya en la tarde en la Emisora Z_101 de la capital, Rafael Corporán de los Santos había dicho tener información de que al grupo Aventura le sería entregado, previo arreglos y no de orquesta.

POSTDATA: Cualquier parecido con compra y venta de premios es pura coincidencia

Siga leyendo...

Cuando vuelva a amarte

Por Rosanna Ventura

Cuando las flores que me regalaste
Vuelvan a ser los príncipes hermosos que un día soñé
Y tu sonrisa sea el pétalo que me acaricia la piel,
Dibujaré en tu alma el gemido de los amantes
Y el éxtasis que surge en mí.

Aquel día en que entre tu cuerpo y mis besos reflejen el amor,
¡Oh amor!, ese amor que me devora el alma,
Cuando vuelva a amarte, a la luz de la luna.

Seré yo quién en esta noche
Acorte la distancia del mar que nos separa,
Porque este amor, amado mío, será la fuerza
Y el perdón que una nuestros corazones,
Cuando vuelva a amarte.

El sentimiento será el imán que nos llame,
El deseo no encontrará soledad,
Él vivirá entre los dos, día y noche.
Mi vientre tendrá la ilusión de un nuevo nacer
Cuando yo, amor mío, cuando vuelva a amarte.
Siga leyendo...

Ponen a Circular libro El Olor de mi Campiña; Décimas de Josián


Por Ignacio Márquez

SANTIAGO RODRÍGUEZ.-Durante una velada en la que predominaron los elementos característicos del campo, fue puesto en circulación el libro “El Olor de mi Campiña, Décimas de Josián” de la autoría del escritor y poeta Juan Antonio Espinal.

El evento, organizado por el Círculo de Escritores Domingo Moreno Jiménez de Sabaneta, tuvo lugar en el salón de sesiones del Ayuntamiento local, cuyo edificio fue convertido para la ocasión en una casa campestre, con todo y animales domésticos, pilones, árganas, macutos, escobas, jarros, cuela café rudimentarios y otros artículos de uso campesino.

En la actividad, primera en su género en esta comunidad, estuvieron presentes las autoridades de la provincia y el municipio, así como representantes de los diversos estratos de la sociedad.

A la entrada, los invitados percibían el ambiente natural campesino mientras eran recibidos a ritmo de perico ripiao y con brindis de café, guarapo de caña y te de jengibre, lo que le daba un toque peculiar a la puesta en circulación de un libro escrito por un hombre de campo.

La velada fue amenizada por artistas y gestores culturales de la provincia con la interpretación de canciones, declamaciones de poesías y décimas y actuaciones teatrales. El Olor de mi Campiña es una recopilación de décimas escritas en diversas etapas de la vida del autor: un agricultor con vocación poética nativo de la comunidad El Guanal, Santiago Rodríguez.

La obra incluye décimas dedicadas a la mujer, al maestro, al agrónomo, a la política y la religión; a diversos eventos históricos del país y al pobre y el rico, entre otros temas referentes a la realidad humana, económica y social del país.

Juan Antonio Espinal, mejor conocido como Josián, ha escrito varias canciones que han generado la atención de reconocidos arreglistas dominicanos, entre los que se destaca Manuel Jiménez.

Además, ha participado en varios festivales de poesías y programas de radio y televisión a nivel nacional, lo que le ha permitido granjearse el respeto y la admiración de quienes han conocido su trabajo, entre los que figuran personalidades como Fredy Beras Goico.

Josián Espinal, quien ha recibido múltiples reconocimiento por su incursión en el arte de escribir y declamar, es el autor del merengue “Déjenme seguir cantando” que contó con el arreglo musical de Manuel Jiménez y es interpretado por la artista Josefina Torres.

El empresario Pedro Espinal, hijo de Don Josián, anunció para los próximos días una presentación del libro en un acto que será celebrado en Mao, y posteriormente la obra será presentada en Santiago y Santo Domingo.
Siga leyendo...

ARCHIVALDO ANTONIO TAVERAS ROJAS

UN PERSONAJE PREEMINENTE
Por José Alfonso Peralta

Cortesía del periódico El Universal

Nació el día 14 de Enero de 1931 en esta ciudad rodeada de ríos y atravesada por canales en varias intersecciones. Fueron sus padres Andrés Avelino Taveras y Cornelia Emperatriz Rojas.

Nuestro personaje ha procreado cuatro hijos: Lourdes Valentina, Sandra, Andrés Archivaldo y José Humberto.

En 1944 se forman dos equipos de la Barriada Santa Ana: uno el Chocolate el Gallo, cuyo dueño era el Sr. Polín Manzueta y el otro, Chocolate Campeón; su propietario era el Sr. Julio Minaya y participaban todos los fines de semana en un play que había en la calle Máximo Cabral que le decían el Play de Nina.

En el 1949 comenzó a jugar en los famosos torneos regionales, donde participaban Manzanillo, Mao, Batey Madre de Montecristi y varios pueblos más del noroeste patrocinado por la Grenada Company, Compañía Importadora de Guineo.

Nuestro personaje dedica gran parte de su vida a la práctica de los deportes, principalmente al Béisbol. En aquellos tiempos, los Plays en que se jugaba eran sabanas, tales como donde está el mercado público, la Catedral y en Sibila, el Play de Pancho Ventura.

Recuerda que su primer dirigente fue el Señor Luís Colón. Algunos de sus compañeros de equipo fueron: Millet Hadad, Negro Minier, Rafael Saleta, Pipi Rodríguez, Blas Ventura, entre otros.

En el 1968, como dirigente del equipo Tienda Ferreira, participa en el primer torneo organizado en Mao, siendo Campeón por encima de los demás equipos: Colmado San José, La Opera y Hacienda Bogaert, en los que se destacaron jóvenes como Quilvio Tió, Ramón Castillo, Lelé Rivas, Carlos Espinal y muchos más…

En 1972 condujo Hacienda Crespo y en 1975 es manager del equipo Los Astros, uno de los mejores equipos de todos los tiempos en el Cibao cuyo mentor fue el Reverendo Padre Disla.

Viaja a puerto Rico en 1975 como dirigente de la selección de Mao, volviendo a viajar en dos ocasiones más a ese mismo país en 1976 y ese mismo año viaja a Venezuela con la selección Nacional como asistente del manager Luis Báez “Grillo C” y en el 1978 va a curazao con el equipo de Mao. En el año 78-79 dirigió el equipo amateur AGRICO y en el 81-82 fue el manager del equipo CASINO de Mao.

El 19 de Septiembre de 1988 es reconocido en Dajabón, por el colegio San Ignacio de Loyola, organizado por INDENOR con el mérito de NOROESTANO DISTINGUIDO.

EL 23 de Junio de 1997 la Dirección de la escuela Francisco del Rosario Sánchez de Boca de Mao, designa una de las aulas de dicho plantel con su nombre. El 24 de septiembre el ayuntamiento de Mao lo reconoce como HIJO MERITORIO del municipio.

Ha participado en ocho (8) versiones de Juegos Nacionales, siendo medallista en cinco (5) ocasiones: San Juan, San Pedro, Mao´97, Romana 2000 (Medalla de Oro) y Monte Plata 2006.

Y por su gran labor a favor de la niñez de su pueblo en el 2007 se le hace entrega del gran trofeo LA ESPIGA DORADA, por la Asociación de Maeños Ausentes en Santo Domingo.

Por varios años dirigió la liga Félix Santana, trabajó en el equipo de béisbol profesional LOS LINIEROS. En dos ocasiones formó parte de la Asociación de Béisbol de Valverde que presidió el Lic. Antonio Disla. En la actualidad es presidente y entrenador de la Liga Aridio Peña, en Boca de Mao, brindando la enseñanza del Béisbol a unos 80 niños y jóvenes. Además es miembro de la actual directiva de la Asociación de Béisbol de Valverde.
Siga leyendo...

Libre Expresión

DOBLE CRIMEN
Por Ignacio Márquez

Director del periódico El Universal

“Llegarían los tiempos en que no habría padres para hijos ni hijos para padres”. Así reza una antigua frase de uso popular en referencia a lo que pasaría en los días de esta llamada modernidad.

Al parecer ya vivimos esos tiempos, y para muestra un botón. He aquí el lead o entrada de una noticia procesada en el departamento de prensa de noticias unitv, de Universal Cable, relacionada con un doble crimen ocurrido recientemente.

“Un hijo de crianza habría sido quien planificó y llevó a cabo, junto a otras dos personas, el crimen de una pareja de esposos en el municipio de Esperanza, a quienes sus ejecutores ultimaron a palos y machetazos la semana pasada”.

Decimos “habría sido” porque si en verdad él fue el ideólogo y ejecutor de tan horrendo crimen, será en los tribunales donde se determinará su culpabilidad. Hasta entonces, debemos respetar el principio de la presunción de inocencia.

Sin embargo, El Juzgado de Atención Permanente del Distrito Judicial de Valverde, al parecer encontró elementos contundentes que comprometen su responsabilidad en ese caso, porque le impuso una medida de coerción de un año de prisión preventiva.

Se trata de Rafael Ramos Toribio, mejor conocido como El Ñé, a quien los hoy occisos Roselia Ramos (Roquita) y Narciso Toribio, le dieron crianza e incluso lo reconocieron como su hijo.

Hasta ahora él es el principal imputado de haber ultimado a palos y machetazos a sus propios padres adoptivos, de una manera brutal e inhumana.

Otro imputado, también inocente hasta que no se le demuestre lo contrario, es el nombrado Samuel Parra, a quien igualmente le fue impuesta una medida de coerción de un año de prisión preventiva.

Un tercer detenido relacionado con el caso es Manuel Alfonso Rodríguez, mejor conocido como Lechuza, pero éste no fue sometido a la justicia como implicado en el doble crimen, sino como portador de un chagón, por lo que le fue impuesta una medida de tres meses de prisión preventiva.

Este último será usado por el Ministerio Público como testigo en el caso de la pareja asesinada, porque al parecer no tuvo una participación activa en tan espantoso doble crimen.

Sea profecía o sea degradación moral, lo que pasa en el mundo es terrible y a la vez preocupante.

Las condiciones en que los asesinos dejaron los cuerpos de esa indefensa pareja de esposos eran deprimentes, escalofriantes.

Nada devolverá la vida a esos ciudadanos, pero el pueblo pide justicia. Quiera Dios que así sea y que la defensoría pública procure que a los imputados se les respeten sus derechos, pero que aporte a que si en verdad son culpables, caiga sobre ellos todo el peso de las leyes.

Lo que se espera es que haya un proceso judicial apegado a las normas constitucionales y el buen derecho, para que la luz de la justicia resplandezca y no quede nadie oculto tras las oscuras cortinas de la impunidad.
Siga leyendo...

miércoles, 17 de marzo de 2010

BREVE RESEÑA HISTÓRICA DEL MUNICIPIO DE MAO

Mao, puerta de entrada del histórico Noroeste, tiene su origen en aquellos años después del 1606 cuando numerosas familias huían con las pertenencias que podían de los incendios generalizados a bohíos, haciendas, cultivos y bosques ejecutados por el entonces Gobernador de la Isla Antonio de Osorio, previo mandato del rey de España Felipe III, para contrarrestar el intercambio que los pueblos del nor-occidente de La Española (como Montecristi y Puerto Plata) mantenían con aventureros de naciones consideradas enemigas para la época del reino español (holandeses, ingleses y franceses).

Reyes, Rodríguez, Disla, Bonilla, Peña, Cabral, Aracena, entre otros, son núcleos familiares que se fueron estableciendo en la Mesopotamia que conforman los ríos de Mao, Gurabo y Yaque del Norte (jurisdicción denominada posteriormente con el nombre de “Tierra entre Ríos), mediante hatos y haciendas, los que por su crecimiento originaron un caserío que luego habría de llamarse Santa Cruz de Mao.

Francisco Reyes, Mejor conocido como Tito, oriundo de Moca, y llegado al poblado de Mao a mediados del siglo XIX, se estableció en lo que hoy es la entrada de la ciudad (desde Santiago y Esperanza) y que los moradores hoy día llaman “Hatico”, palabra que viene al señalarse en los años del 1800 “El Hato de Tito” o “El Hatico de Francisco Reyes”. Más Tarde, en el año 1882, ya anciano, correspondió a este honorable munícipe ejercer la Vicepresidencia del primer Ayuntamiento que se estableció en la Villa de San Cruz de Mao.

Debe recordarse que un señor llamado Juan Sibila se estableció en los primeros años del pasado siglo con su familia en el lugar que hoy se denomina (dentro de la ciudad de Mao) barrio o sector de “Sibila”, exactamente por donde queda el play de béisbol o estadio “Pucho Marrero”. Otros Puntos de la hoy ciudad de Mao donde se establecieron familias que con el pasar del tiempo originaron varias de las que hoy conocemos, son los siguientes: por donde actualmente está el Liceo Secundario Juan de Jesús Reyes”, estaba lo que se llamaba la “Sabana de los Cabral”; la casa del señor Fructuoso Rodríguez estaba por donde hoy se encuentra la clínica de su descendiente “Dr. Rafael Rodríguez Colón” (descendiente del señor Fructuoso), la de Andrés Bonilla (oriundo de El Puñal, Santiago) y Altagracia Méndez (mejor conocida en su época como “Mama Calasa”) se encontraba por el área donde finaliza la hoy calle Sánchez, en dirección al río Mao.

Precisamente, por el poblado establecerse muy cerca de las riveras del río Mao se le dio el nombre con el cual se conoce por todo el país y que hoy lleva con significativo orgullo. Investigadores señalan que “Mao” o “Maho” es una voz indígena de origen taíno que traducida al español los aborígenes querían decir “Milagros”, con la cual bautizaron el río, caracterizado por la abundancia y frescura siempre de sus aguas, y por la cantidad de oro que disponía en todo su cauce.

En el año 1869, se dio la categoría de Sección al entonces poblado de Santa Cruz de Mao (el nombre de Santa Cruz es derivado de su primera Parroquia y de su patrona establecida por la Iglesia: “La Santa Cruz”). El 5 de agosto de 1875, durante el gobierno del General Ignacio María González, el poblado fue elevado a Puesto Cantonal, formando parte de la provincia de Santiago. El 25 de noviembre del 1882 logró la categoría de Común o Municipio. En el año 1959, es creada la provincia de Valverde, siendo el educador Manuel Francisco Evertz su primer Gobernador. La provincia quedó constituida por los municipios de Mao (como poblado cabecera) y Esperanza, con el Distrito Municipal de Laguna Salada. Esta última fue elevada posteriormente a Municipio.

Mao, es tierra de héroes y mártires. En la Barranquita, resistiendo la ocupación norteamericana de 1916 logró su máxima expresión de heroísmo y patriotismo. Manuel Jiménez, de Gurabo, Jaibón (sección próxima del poblado) es uno de los principales oficiales del batallón “Entre Ríos”, integrado por hombres de la jurisdicción y que proporcionó valiosos aportes en las luchas independentistas y restauradoras.
Iniciando la tiranía de Trujillo, el legendario caudillo Desiderio Arias, que ya había establecido en Mao su base operacional, cayó asesinado en 1931 bajo el disparo traidor de unos de sus propios hombres en las cercanías del poblado (en las lomas de Gurabo).

En el 1869, Mao Construyó su primera edificación en madera para la iglesia, la que fue bendecida por el Presbítero Carlos María Piñeyro el 8 de marzo del 1870; posteriormente destruida por un incendio ocurrido en la noche del 18 de diciembre del 1896. La primera escuela se instaló en el 1883 en el denominado Colegio para Varones “San Gregorio”, el cual operó en la misma casa del Ayuntamiento Municipal que había sido establecido el año anterior. En el 1908 se construyó el Parque de Recreo “Dolores”, luego bautizado con el nombre de “Amado Franco Bidó” en honor a la memoria de quien lo construyera y quien sirviera a Mao con numerosas diligencias que organizaron la base del desarrollo de la comunidad; finalizando la década de los 90 la Sala Capitular le puso el nombre de “Dr. José Francisco Peña Gómez”, restituyéndole en el 2008 el de “Amado Franco Bidó”, nombre que nunca debió serle quitado.

Mao tiene el mérito de haber sido el primer lugar del país donde se utilizó el riego organizado para el fomento de la agricultura y donde por primera vez se cultivara el arroz mediante reguío. En 1919 se inauguró el Canal que construyera el oriundo de Bélgica Luís Liberto Bogaert. Tres años después, productores maeños aglutinados en la sociedad “Regantes de Mao” construyó un segundo canal que inauguraron en el 1923, aprovechando ambos las aguas del pródigo río Mao contribuyendo esto en la transformación económica y social de todo el municipio.

El municipio de Mao celebró su Primer Centenario de Vida Municipal en el 1982, siendo este el mayor evento artístico-cultural celebrado hasta ahora en la ciudad. En 1997 sirvió de sede de los Juegos Deportivos Nacionales, y hoy día es asiento de importantes instituciones públicas y privadas con gran incidencia en el desarrollo de toda la región noroeste, como son las oficinas regionales de Salud, Educación, Agricultura, Instituto Agrario Dominicano, Obras Públicas, Cuarta Brigada del Ejército Nacional, etc.; así mismo, del Instituto para el Desarrollo del Noroeste, el Obispado de la región, el Centro Universitario Regional del Noroeste de la UASD, la Extensión de la Universidad Tecnológica de Santiago y el Instituto Politécnico del Noroeste, entre otras.

Numerosos bancos como el Reservas, Banco Agrícola, Popular, Progreso, Nueva Scotia, BHD y la Nacional de Ahorros y Préstamos han establecido sucursales en Mao como consecuencia de su gran dinamismo económico y progreso en sentido general. También, dispone de oficinas de reconocidas cooperativas y asociaciones de productores para la exportación que han generado cientos de empleos. Mao, con los demás municipios que componen la provincia de Valverde, constituye el centro de mayor producción de banano orgánico, convirtiendo a nuestro país como el mayor exportador de este rublo en todo el continente. Dispone hoy día de una media docena de emisoras radiales, tres compañías de canales de televisión por cable y de numerosas oficinas que ofrecen el servicio de comunicación mediante el sistema de celulares, convirtiendo a Mao en una de las ciudades con mejores y más efectivos sistemas de comunicación.

Nuestro municipio se ha internacionalizado al pasar a formar parte del Programa Internacional de Ciudades Hermanas (Sister Cities International), pues ha establecido protocolos de hermandad con las ciudades de Mayagüez de Puerto Rico y Harford (Connecticut) de los Estados Unidos de América. Con esta última ha alcanzado importantes logros que han mejorado de manera sustancial a nuestro Cuerpo Municipal de Bomberos.

Mao es una ciudad caracterizada por sus canales, los arrozales que le rodean, la hermosura de sus mujeres, la laboriosidad y heroísmo de sus hombres y unos bellos atardeceres que por mandato divino sólo desde su ubicación geográfica pueden alcanzarse a ver al finalizar cada tarde de verano en las llanuras del noroeste que es cubierta de un rojizo encendido entremezclado con el azul de nuestro cielo, por lo que fuera bautizada con el nombre de La “Ciudad de los Bellos Atardeceres”, por el educador y poeta Ramón Emilio Jiménez al desarrollar su labor de Inspector o Encargado de Educación en este poblado en la década del 20 del pasado siglo.

Escrito por Manuel Rodríguez Bonilla y Francisco Antonio Bonilla (Quiquito)
Siga leyendo...

¿Por qué somos impuntuales?

Por Isaías Ferreira

En nuestra cultura; la cultura latinoamericana, eso es, y en unos pueblos más que en otros, por supuesto, es legendaria la impuntualidad. Tan enraizado está entre nosotros el vicio de llegar tarde a todo, que generalmente fijamos el comienzo de un acto dos horas antes de la hora real. Y con todo, los actos nunca comienzan a tiempo. Siempre hay rezagados y, más que nada, muchas veces, quienes deben ser la atracción principal de un acto, son generalmente los más notados ofensores.

¿Por qué somos así? Pero, sobre todo, ¿qué importa que seamos así? ¿No debemos celebrar ese fenómeno cultural (1) como algo muy nuestro que se ha ido pasando de generación en generación y al que no debiéramos oponer resistencia?

¡No, no debemos celebrarlo como algo muy nuestro! ¡Tampoco debemos sentirnos orgullosos por algo que en su más mínima expresión es una falta de respeto y desconsideración a los demás y por otro lado resulta costoso!

¿Por qué somos impuntuales? Creo que se debe a la falta de apreciación que tenemos por el valor del tiempo, tanto nuestro como de nuestros semejantes. De alguna manera, vivimos la vida de una manera informal, sin planificación... como si dijéramos, ¡a lo que venga! No nos amoldamos a un patrón de autodisciplina para administrar con estricto control la más cara y escasa de las materias primas: el tiempo... ese que, una vez ido, no vuelve ni se recupera. Pareciera como si no tuviéramos conciencia de que transitamos en una cuenta regresiva que no para hasta la hora en que nuestras almas pasan al descanso eterno. Esto debiera hacernos conscientes de que debemos sacar el máximo provecho del tiempo de que disponemos, esa donación invaluable que tan generosamente se nos ha suministrado, pues después será tarde, y el tiempo perdido jamás se recupera.

Dicho lo anterior, debe resultar claro que no prestar atención al paso del tiempo y al valor que tiene, tanto para nosotros como para nuestros semejantes, está en la raíz de la impuntualidad. Por ello, no llegar a una velada o reunión cuando está programada, no sólo es una falta de cortesía, sino, como apuntamos, una falta de respeto mayúscula hacia los demás. Y debemos recordar, que recibiremos respeto en la medida que lo proporcionemos a los demás. Por eso, si algún día vamos a erradicar el costoso mal de la impuntualidad de nuestra sociedad, se imponen cambios drásticos en nuestra conducta, comenzando con cada individuo: “cambia tú... y el mundo cambiará”, dice la máxima.

Por tanto, si tenemos que asistir a una reunión, tratemos de salir con tiempo suficiente para que arribemos antes de empezar la misma; borremos para siempre de nuestras mentes eso de “Ah, dicen que van a comenzar a las 6:00, pero tú sabes cómo somos... ¡te apuesto a que no comienzan hasta las 7:30!”

Frases como esa última son las que perpetúan una condición que da sello de autenticidad idiosincrásica a algo que no es más que un vicio que refleja atraso social y pereza.

Para sobreponernos a la impuntualidad y erradicarla de nuestras vidas y nuestra sociedad, es imperativo comenzar por organizarnos y rechazar todo aquello que nos distraiga de la meta que perseguimos. Concienzudamente, debemos, con propósito celoso, rectitud, autodisciplina y perseverancia, cuidar nuestro tiempo como la más preciada de nuestras posesiones; debemos hacer comprender a nuestras amistades, con diplomacia y de manera amable, que las llamadas telefónicas deberán tener un límite de tiempo; nuestras amistades deberán, además, comprender que las visitas no anunciadas son perjudiciales y por tanto inaceptables.

Asimismo, tendremos que tomar conciencia de no dejar para mañana lo que podemos hacer hoy, y convertirlo en un credo viviente, no un simple juego de palabras que suena bonito y nos da aire de sabiduría; tendremos que planificar con anticipación cada evento, y darnos tiempo suficiente para que no haya coincidencia entre un evento y otro; deberemos aprender a decir NO cuando sea físicamente imposible nuestra presencia en un evento si ello implica infracción a esta ley de la puntualidad; deberemos comenzar (y terminar) las reuniones o eventos para el tiempo en que fueron anunciadas, no una hora o dos después. Es posible que haya dos o tres reuniones en que la asistencia sea limitada, pero poco a poco la voz se riega y es posible que en futuras reuniones asista más gente de lo acostumbrado, pues no hay nada más pesado que ir a una reunión que además de no comenzar para cuando se anunció, dura por tiempo ilimitado porque no hay una agenda bien planificada. Tendremos que respetar al máximo el tiempo de los demás por aquello de que “no debes hacer a otros lo que no quieres te hagan a ti” o “porque no debemos exigir a los demás, lo que no nos exigimos a nosotros mismos”.

En conclusión, la cura de la impuntualidad radica en desenmascararla como lo que es: una falta de respeto y una infracción al derecho de un semejante, tan burdo, abusador y ultrajante como la agresión física o el libelo. Si practicamos conscientemente estas reglas sencillas, estaremos contribuyendo en grande a eliminar ese costoso monstruo el cual no debemos permitir en nuestras vidas, ni imponer a los demás, pero mucho menos aceptar que nos impongan.

Aquí cabe la frase, miles de veces usada, pero tan fresca como cuando la dijera el preclaro Benito Juárez: “EL RESPETO AL DERECHO AJENO ES LA PAZ”.

(1) Cultura
Como la he usado en este escrito, no se refiere a ilustrado o ilustrada, sino “al conjunto de valores, tanto explícitos como tácitos, que nacen de las costumbres, las que son a su vez un producto de nuestras experiencias como entes sociales, y que se pasan de generación en generación y se convierten en reglas o modo de vida que todos observamos sin resistencia”.
Siga leyendo...

martes, 16 de marzo de 2010

Un verano en la nada

Por Rosa Elina Rivas Díaz

La brújula habla con voz horizontal, entre el paradigma de la mente y de los pies, vagando el cuerpo sonámbulo en el entorno de la laguna.

En las costillas del tiempo, el presente con ojos, pies, brazos; obedece y camina entre cuerdas que ata la lengua de la garganta, ofreciendo demencia al reflejo de la sombra que extingue.

Trozos de hielo forman en curvas lejanas la utopía del invierno en verano y llega hasta edén, siendo plumas en el dorado armazón.

En el futuro no palpita ni respira por el co2, el reloj suena con suspicacia, de no ver la cotidianidad de los muebles que se desplazan. La cafetera añora aromatizar las canas que se despeinan de verla, los pensamientos no tiene bit para ser descodificados en el cpu, donde está su memoria.

Rosa Elina Rivas Díaz es miembro del Taller Literario Los Heraldos Negros del Círculo de Escritores de Valverde, ha participado en recitales en Casa de Arte en Santiago de los 30 Caballeros y en la Casa de Cultura de Mao. Tiene 18 años y un caudal de poesía a flor de tintero.
Siga leyendo...

PARA QUE EL ALMA NOS ALCANCE

Por Lavinia del Villar

“De tanto correr por la vida sin freno,
me olvidé que la vida se vive un momento,
de tanto querer ser en todo el primero,
me olvidé de vivir los detalles pequeños.
Me olvidé de vivir…”

Canción de Julio Iglesias

Creo que para hacer algo tenemos que ejercitar nuestro cuerpo y nuestra mente. Sin embargo, siempre he oído decir que cuando ponemos el alma en lo que hacemos, las cosas nos salen mucho mejor. Entonces nuestro vivir debiera ser una combinación de esas tres fuerzas: Cuerpo, mente y alma.

Andamos a la carrera porque no nos alcanza el tiempo para nada, a pesar de que contamos con el Internet, el celular, los cajeros automáticos, el microondas y mucha tecnología que nos ayuda a economizar tiempo.

Nos abrazamos a la creencia de que el tiempo es oro, razón por la cual todos los minutos del día deben ser productivos, y nos aferramos a la tendencia de que si trabajamos más, poseemos más… seremos más felices.

Muchas veces llegamos al extremo de sentirnos culpables cuando nos tomamos unos minutos para descansar, pues pensamos que estamos desperdiciando un tiempo precioso.

En ese corre-corre, muchas veces usamos el cuerpo, la mente se involucra a duras penas… y el alma se nos queda atrás.

Y no es que no queremos que el alma participe, es que no tenemos tiempo para dejarla entrar. Cuántas veces le decimos: “Espérate, mañana te doy chance, hoy tengo que terminar esto de prisa y no tengo tiempo para ti. No es que sea insensible, es que no tengo tiempo”.

Al andar a la carrera nos desconectamos de nuestros sentimientos, y esto tiene un impacto muy desfavorable en todas las relaciones personales, sean de familia, de trabajo o de amistad.

Nuestros contactos se hacen superficiales, carentes de calidez y ausentes de entrega espiritual. Estiramos el tiempo, y nos olvidamos de vivir y de convivir. Agotamos nuestros mejores esfuerzos haciendo cosas que nos permitan ganar el reconocimiento que podríamos tener de gratis, si dejáramos participar el alma en lo que hacemos.

Sería interesante reflexionar si estamos montados en este caballo, y si es así… Paremos un poco:

Para sonreír a los desconocidos, para establecer una buena comunicación, para saludar nuestros vecinos, para abrazar a nuestros compañeros, para crear lazos profundos con nuestra pareja, para darle valores a nuestros hijos, para escuchar una canción, para meditar, para leer un buen libro, para ayudar a quien lo necesite, para compadecernos del necesitado, para amar con intensidad, para soñar en grande.

En fin, parémonos a vivir… Paremos… Para que el alma nos alcance.

Siga leyendo...

martes, 9 de marzo de 2010

Sergio Augusto Frías Rodríguez


DO-RE-MI
Por Juan Colón

Conocido también como Frías Kent, Sergio el Feo o el Muñeco, nuestro amigo es un hombre de extraordinario talento, gran versatilidad musical, un poeta del son, del bolero, del guaguancó, de la rumba. Este genial músico maeño nació en la ciudad de Santiago de los Caballeros, el 7 de septiembre de 1927.

Hijo de Arturo Frías (guitarrista de Trío en un lugar de la Salvador Cucurullo del barrio de La Joya) y Rosalía Rodríguez.

Hombre de gran sentido del humor, tranquilo, cuando había que pelear era el primero en hacerlo, sentía ser el guardián de todos los que estábamos a su lado.

Su vida ha sido toda musical desde los primeros años de su juventud. Además de guitarrista, era ebanista y por leyes de la vida su maestro en las dos áreas fue uno de los mejores “bajistas” de esa época, Fellito Parra: este también fue excelente guitarrista, arreglista y compositor de muchos éxitos.

Siendo apenas un mozalbete, Sergio pronto se convirtió en el asistente de su maestro y tocaba en los grandes clubes y cabarets de la época: El Versalles, El Riverside, El Shangri-La, lugares donde se tocaba a diario. Allí adquirió gran experiencia.

Tocaba en vivo en las emisoras HI9B, HI1A, HI1S, La Voz de la reelección, en un trío donde Julián Núñez cantaba y tocaba Maracas, y Ángel Estévez (Niño) segunda guitarra.

Después de recorrer varios pueblos, es invitado por José Antonio Caro (Azabache) a tocar en el Hong Kong de Mao; allí fue escuchado por Milito Arté quien le ofreció trabajar como bajista de la Orquesta los Hermanos Arté.

Casado con Lesbia Taveras, procrearon tres hijos: Homero Arturo, Rosa Altagracia y Sergio Augusto.

Luego de trabajar como bajista retoma la guitarra a raíz de la muerte de Don Emilio Arté y forma su propio grupo junto con varios músicos maeños. Entre ellos Daniel Colón, Papo Nuñez, Humberto Reyes, Rico Luna, Patricio Bonilla, Antonio Corcino, Orlando Rodríguez (Cucha) y también un corto tiempo quien escribe.

Lo del mote de Sergio el Feo se debe a que en la orquesta había tres personas con el mismo nombre y muchas veces se creaban confusiones. Entonces Sergio García, el más chistoso del grupo, dijo: "bueno… vamos a resolver este asunto del nombre: Yo soy el bonito, usted es el Feo y usted es La Flaca, Sergio Reyes”.

Un músico de talento extraordinario, fue para mí un gran maestro al verlo tocar mientras trabajábamos juntos. Recuerdo siendo un chico de unos doce/trece años cuando algunas veces tocaba el jaleo de saxo fuera de lugar; enseguida me miraba y me lo tocaba con la guitarra para que supiera donde iba.

Sergio era el Tambor Mayor de nuestra Banda de Música, posición que mantuvo por espacio de cuarenta y siete años.

Tenía la virtud de acompañar tanto a un cantante con elegancia y musicalidad como también a declamadores de la talla de Juan Llibre y Cepeda.

Su gran concepto rítmico era el eje de los grupos con quien tocara, aún sin proponérselo, solo unos cuantos rasgueos y era la bujía inspiradora.

Dominaba muy bien los conceptos (manera de tocar cada género). Tocaba con una alegría fuera de serie, muchas veces después de haber discutido fuertemente con Daniel Colón, pero eran como la uña y el dedo, inseparables amigos.

El que no ha tenido el privilegio de escucharlo tocar se ha perdido del gran lujo de ver uno de los guitarristas para naturales de nuestro país. Es un hombre de gran sencillez, muy humano, no dado a sentirse por encima de nadie. Luchador incansable de toda una vida. Admiramos su decisión de dejar grandes oportunidades en la Capital y en Santiago y venir a vivir a nuestro Mao.

Reconocido por la sala capitular del ayuntamiento como hijo adoptivo del municipio de Mao.

Fue contraparte de grandes artistas internacionales así como nacionales: Elenita Santos, Lucía Félix, Benny Moré, Armando Recio, Rafael Colón, Francis Santana.

Su sentido de afinación y oído son extraordinarios; el más mínimo descuido de un cantante y/o instrumentista lo notaba. El hecho de tocar un instrumento armónico como la guitarra le da un gran desarrollo al músico mucho más que los instrumentos melódicos (los que solo pueden tocar una línea melódica a la vez y no pueden ser acompañantes).

Tengo una gran deuda con Sergio. Es innumerable lo que aprendí a su lado: me ayudó a lograr los fundamentos para adquirir buena conciencia; a aprender a diferenciar como tocar con una guitarra acústica y una eléctrica. Es un verdadero maestro en el lenguaje romántico de la guitarra. Con su voz rasgada por la vida conserva tremendo swing cuando interpreta. Creo que sin lugar a dudas Sergio Frías: el Feo, el Muñeco, merece ser conocido por las nuevas generaciones. Un músico de gran conciencia y dominio.

Sergio, maestro, amigo, hermano: sólo la vida sabe cuánto te agradezco, cuanto te admiro, cuanto valoro tus enseñanzas, tus afanes por enseñarme a ser hombre, a aprender a vivir sin miedos, sin pensar en el que dirán. Me ayudaste a crear mi propia visión de lo que buscaba en mi vida musical. Se como nos despedimos en el Samoa Bar justo antes de irme a la capital. Recuerdo haberte pedido que me tocaras algunos Sones y me complaciste. Escucharte rasguear fue uno de los privilegios más hermosos que la vida me ha dado.

Pude disfrutar serenatas junto a mi padre y cómo me llegaban al alma. Me enseñaron que la música majestuosa sale de la sencillez cuando se interpreta con el corazón, porque cuando se interpreta desde el alma es sublime como el canto de un niño.
Siga leyendo...

lunes, 8 de marzo de 2010

Escuái tri

Instantánea del Mao del ayer
Por Isaías Ferreira

Era popular entre sus compañeros de pelota y entre la fanaticada, pues cuando agarraba la pelota con un leñazo de esos que se les zafaban viajaba ésta medio kilómetro… por lo menos.

Nuestro amigo, cuyo nombre no viene al caso, era una presencia intimidante para cualquier pícher: era grandote y con una anatomía al estilo del “Hulk”, excepto que más panzú.

Situación: El equipo de Mao tiene la carrera del gane en primera y le toca batear a nuestro héroe. En la loma por el equipo contrario hay un zurdo que tira aspirinas para la goma. El bateador deja pasar la primera bola que es alta y afuera; a la segunda, una bola alta y afuera también, le hace Minier un swing tan feroz que su gorra cayó al suelo… lo mismo pasa con la tercera bola. El conteo es ahora dos strikes y una bola. En el próximo lanzamiento sucede algo inusitado: el pícher tira la bola a primera tratando de sorprender al corredor que estaba muy despegado de la almohadilla… al mismo tiempo de virarse el pícher a primera, para sorpresa del “ampaya” y de todos los presente en el estadio (que se rieron a carcajadas), nuestro héroe hace un swing todavía más violento que los dos anteriores. O sea, se ponchó con un viraje del pícher a primera. ¿Cómo?

Según lo que se cuenta de la época, el hombre se ponía nervioso cuando iba a batear y cerraba los ojos al tiempo de tirarle a la bola, situación agravada esta vez con la presencia del zurdo en la loma que tiraba durísimo. Y de que pasó... pasó.
Siga leyendo...

BALAS PERDIDAS: IRRESPONSABILIDAD CRIMINAL

Por Fernando Rodríguez C.

Ciego y minusválido quedó una inocente criatura de apenas dos años de edad a causa de la herida de bala en la cabeza que recibió mientras dormía en su humilde hogar del populoso sector de Los Mina.

Su madre Jésica Paulino, estudiante de 19 años de edad, soltera, sin trabajo, lamenta desesperada e impotente la tragedia que cae sobre Jeremy Paulino quien hasta el fatídico 9 de febrero pasado, era todo sonrisa y alegría.

Sonrisa, esperanza y alegría tronchadas abruptamente por una bala disparada alegremente por un desaprensivo, que quizás celebraba una buena noticia o simplemente le dio la gana de hacer un disparo al aire.

Esta práctica no es nueva y aunque es justo reconocer que el Ministerio de Interior y Policía ha contribuido a su disminución, todavía persiste en amplios núcleos de personas armadas sin criterios ni educación para ostentar un arma de fuego.

Evitar una tragedia como la expuesta, vale cualquier esfuerzo que haga el referido ministerio a nivel de campaña preventiva permanente, acentuándose en diciembre, y persiguiendo a los gatillos alegres para someterlos a la justicia.

Por su parte la ciudadanía debe cooperar, denunciando a cualquier vecino o desconocido que caiga en la irresponsabilidad criminal de hacer tiros al aire por aquello de que todo lo que sube baja y el próximo afectado podría ser un pariente suyo.

Porque no todos los responsables de esa funesta práctica tienen la “suerte” del ciudadano que celebrando el “cañonazo” de año nuevo disparó repetidamente su arma de fuego al aire, recibiendo su hermana, en la cabeza, una de sus balas perdidas.

SANTO DOMINGO, D.N.
8 de Marzo del 2010.-
Siga leyendo...

Celebrando el Día de la Mujer de una manera distinta

Por Dayanara Reyes

Precisamente hoy día de la mujer, me llaman de un programa radial para abordarme sobre este día y explicar cómo me siento al respecto y darles un mensaje a las damas de mi Provincia.

Esta situación me dejó perpleja: ¿Cómo podía motivar a mis mujeres laboriosas, dedicadas, hermosas, si precisamente en estos días habían acontecido eventos en los cuales había sido irrespetada, además de la poca consideración sobre mis derechos como mujer?

Me permito contarles ambos eventos, no para desalentarlas, no para buscar protagonismo y mucho menos para hacerme la víctima, pues considero que los mismos me fortalecen, no me limitan, al contrario me dan un norte más claro de saber qué busco, hacia dónde voy y cuáles hombres deseo a mi lado como amigos, pareja… He aquí mi experiencia de ser mujer:

En la semana pasada mientras regresaba de Hatillo Palma, un guardia ubicado en un puesto de chequeo me detuvo y me pidió mi licencia de conducir, como andaba en compañía de una extranjera y en labores propias de mi trabajo, le pasé mi documentación; obviamente al día, a lo que me contestó mientras me la devolvía: “Usted está siendo detenida porque es mujer y anda conduciendo”.

Hoy, cuando voy camino a mi trabajo, hay una fila de vehículos parqueados y solo podía cruzar un vehículo, me decido a darle “chance” al otro vehiculo sin percatarme quién está conduciendo. Le cedo el paso y el “hombre” se detiene a conversar con otro “caballero”, me detuve en su mismo frente, para que diera reversa y me cediera el paso. Cuando finalmente pude cruzar, me detuve justo a su lado y le dije: “Me detengo, te cedo el paso y te detienes a hablar sin darme el paso, ¡Feliz Día de la Mujer!”.

Con estos dos ejemplos, quiero decirles a las mujeres que aunque situaciones como estas debemos de vivirlas con frecuencia, no podemos limitarnos y que las mismas nos den fortaleza para continuar desarrollándonos y siendo entes productivos, destacándonos en diferentes roles.

¡Feliz Día de la Mujer!
Siga leyendo...

sábado, 6 de marzo de 2010

NIÑOS MALCRIADOS

Por Lavinia del Villar

El año pasado en la cumbre del Grupo de Ríos, nuestro presidente Leonel Fernández, sirvió de intermediario para ayudar a resolver un conflicto entre el presidente de Colombia, Álvaro Uribe y el de Venezuela, Hugo Chávez.

Nuestro presidente quedó muy bien parado con la acción, y fue reconocido internacionalmente por sus cualidades de mediador.

Ahora de nuevo los dos niños malcriados, cuyos problemas no terminan, se han agredido verbal y públicamente en la misma Cumbre del Grupo de Ríos que se celebró recientemente en Cancún, Méjico.

Otra vez, el presidente Fernández fue seleccionado para intervenir como facilitador en la consecución de la armonía entre los dos presidentes.

¿Cuál es el ejemplo que le damos a la juventud con este panorama?

Me cuestiono sobre cuáles son las fortalezas que debe tener un presidente de una república.

Se supone que un Jefe de Estado debiera tener el suficiente crecimiento emocional para controlar su forma de actuar ante los sentimientos, y la habilidad de responder adecuadamente en la resolución de conflictos.

Se espera que un funcionario de tan alta magnitud debiera ser experto en evitar confrontaciones inadecuadas y en negociar respetuosamente.

Se asume que el máximo representante de un pueblo debiera saber escuchar, aceptar diferencias de criterios, respetar las distintas opiniones de los demás y tener la madurez necesaria para resolver por si mismo sus desavenencias, sin tomar los asuntos de estado en forma personal.

Así que ahora tenemos una nueva preocupación: Resolver las pataletas infantiles de Uribe y Chávez, que en lenguaje sofisticado se llaman “diferendos”. Pero… suerte que como padres permisivos podemos solucionar las malacrianzas de los niños con un “pau pau, eso no se hace”.


Siga leyendo...

NOTA LUCTUOSA

Pasamos por la sentida pena de informarles del paso a otra vida del querido profesor Arturo Peña, maestro de generaciones de maeños. Mao en el Corazón está de luto. Nuestro más sentido pésame a sus familiares. ¡Paz a sus restos!

No tenemos mayores detalles por el momento.
Siga leyendo...

jueves, 4 de marzo de 2010

Libre Expresión

DESAMPARO DE AUTORIDAD
Por Ignacio Márquez

El empresario del sector agropecuario, Alejandro Espinal, denunció que su negocio “Alimentos Balanceados Mao”, fue asaltado por individuos hasta el momento desconocidos, la madrugada del pasado domingo.

Cinco delincuentes amordazaron al vigilante del establecimiento y se robaron un camión en el que cargaron mercancías valoradas en alrededor de un millón de pesos. Se llevaron todo como si fueran sus dueños.

Se robaron el camión y la mercancía, incluyendo una computadora, una máquina de coser sacos, seis gomas nuevas para camión y 10 mil pesos en efectivo, entre otros bienes.

Podría interpretarse como un robo más de esos que se cometen con frecuencia en esta zona, y de hecho así fue; un asalto con evidente planificación previa.

Lo que llama poderosamente la atención es la apatía mostrada por las autoridades, sobre todo de la Policía Nacional, según las declaraciones del empresario que fue víctima del robo.

Momentos después de haberse perpetrado el hecho, Espinal dijo que denunció el caso ante la institución del orden y pidió ayuda para montar un operativo rápido, de manera que pudieran atrapar a los asaltantes.

Resulta que la respuesta que recibió el denunciante fue que los agentes no podían hacer nada hasta que no amaneciera.

Le habrían dicho los uniformados, que debían esperar a que llegara la claridad del día para entonces visitar el negocio e iniciar un proceso de investigación.

Ante las desalentadoras palabras de quienes tienen la potestad para perseguir y tratar de poner un stop al crimen, el joven empresario tomó la decisión de salir en busca de los malhechores, corriendo todos los riesgos de encontrarlos y enfrentarse a ellos.

De hecho así fue, en la carretera Santiago-La Vega, el valiente empresario alcanzó a ver su camión que iba en dirección norte-sur, ya sin mercancías, pero era el vehículo que le habían robado sólo unas horas antes.

Inició una persecución, arriesgando su vida y la un amigo que le acompañaba, hasta lograr que los individuos dejaran abandonado el camión y escaparan en un carro.

Si la persecución la hubiese hecho la Policía, al menos esa banda de facinerosos habría sido desarticulada y ese y otros múltiples casos similares habrían quedado resueltos, pero lamentablemente no fue así.

Ni siquiera cuando llegó la claridad del domingo fueron los agentes al local asaltado, según declaró el empresario.

Pasó el día lunes, pasó el día martes y todavía el miércoles al caer la tarde, no había ido ni siquiera un agente policial a indagar sobre el asalto.

Hay que decir que éste no es el único caso de robos que se producen en esta zona con las mismas características, por lo que las autoridades, tanto policiales como del Ministerio Público, debieran poner un poquito más de empeño en atender las denuncias de situaciones de esta naturaleza.

Recientemente al empresario Jamin Cortés le fue robado un camión cargado de arroz, a otro empresario de la comunidad Los Quemados le robaron otro camión cargado de productos para fabricar alimentos balanceados y en Villa González también ocurrió lo mismo.

Los robos han existido todo el tiempo, existen y existirán siempre, y más si los ladrones ven que las autoridades actúan con apatía en la persecución de los actos delictivos.

Los comandantes de la Policía y del Ejército Nacional en la región noroeste, cuyas sedes están aquí, en Mao, debieran mostrar un poco más de interés en sus labores de salvaguardas del orden y la seguridad pública.

Deben, asimismo, emplearse a fondo para perseguir a esos individuos que han hecho del delito un modo de vida y no dejar que sus crímenes queden impunes, en perjuicio de hombres serios y trabajadores y de la sociedad en sentido general.

Ojala que este caso del empresario Alejandro Espinal, cuya denuncia de robo habría sido ignorada en la Policía, solo sea un caso aislado o un error involuntario de algún uniformado, porque de no ser así, como decimos en buen dominicano, “nos jodimos”.
Siga leyendo...

Un acto de vergüenza y dignidad

Por Manuel Rodríguez Bonilla

La permisividad y la pusilanimidad de nuestras autoridades, ocupadas en “prosperar” al vapor, sumadas al descalabro de los principios y valores cívicos, envalentonó a los nostálgicos de la Era de Trujillo y se propusieron un acto ilegal de promover calumnias mediante un libelo justificatorio bajo la firma de la hija de Trujillo, pero evidentemente producido por otros, tal como Meditaciones morales y otras obras que “escribiera” su progenitora. De allí le viene el “talento”.

Afortunadamente, la dignidad y el respeto por sí mismos se hicieron presentes y aquel acto bochornoso de puesta en circulación del libelo infame fue impedido por la protesta decidida de un grupo de indignados ciudadanos, parientes de las víctimas de la tiranía.

Para nuestra vergüenza, aquí tenemos calles como la Francisco Prats Ramírez, la Peña Batlle, la Ludovino Fernández, la Virgilio Díaz Ordóñez, la Luis F. Thomen, entre otras, que honran a sicarios intelectuales, esbirros corresponsables de aquella tiranía. Es una vergüenza que esas calles estén dedicadas a quienes no tuvieron pantalones ni decoro, y fueron cómplices de tantos crímenes. Pero el plan de exculpar y justificar a Trujillo y enlodar a quienes lo ajusticiaron no pasará. Saludamos a quienes impidieron aquel aberrante acto, que debió ser prohibido por la fuerza de la ley que criminaliza la promoción del trujillismo. Si no hay funcionarios ni un gobierno que respete las leyes vigentes, deben existir ciudadanos que la hagan valer. Me sumo a esa acción viril y responsable.
Siga leyendo...

La Grenada Company (I)

Vivencias
Por Pablo Mustonen

La Grenada fue por unos años el sostén de la economía maeña y revolucionó las modernas construcciones en el pueblo, se construyó el Royal Bank y todo el que tenía un solar podía solicitar un préstamo con la garantía de la compañía, ya que esta alquilaba buenas casas a sus empleados. Sus oficinas en Mao estaban en un casón grande de la calle Duarte, donde estuvo luego el famoso bar-restaurante don Manuel. The Royal Bank of Canada estaba frente a esas oficinas.

Trabajé como timekeeper de los helicópteros Sikorsky 52, en la fumigación de las plantaciones. El helipuerto estaba en el cerro de Sibila y uno de los mecánicos era Próspero Amaro, maeño de pura cepa, el otro era inglés (David) aplatanado que le encantaba el romo criollo y que vivía "asfixiado" de Teresita Mañé. Una noche y en pleno toque de queda casi nos ametrallan en la fortaleza ya que íbamos como un bólido y borrachos para Monción y no nos detuvimos en la fortaleza. Otra vez iba con el piloto John Priddie y pasando por debajo del puente San Rafael, nos llevamos los cables de alta tensión y cuando llegamos a mi casa nos dimos un jumo de apaga y vámonos. Ese es uno de los tantos sustos que no olvido.

Una de las diversiones del piloto era montar a algunos de los muchachos del pueblo en el helicóptero y encaramarlo donde ya no podía subir más y apagarlo allá arriba… más de uno de ellos evacuó en los pantalones.

Me fui de la Grenada ya que no veía ningún futuro para mi, para ese entonces tenía ideas izquierdistas y eso era un pecado dentro de la Grenada, a pesar de que protegían a los anti-trujillistas siempre que estos se amoldaran a sus exigencias y yo no era un "flay fácil" ya que fui el fundador del primer sindicato que antes de nacer sabíamos era natimuerto, también junto a Federico Díaz, Reyito, Arnulfo Reyes, etc. y un puñado de maeños fui fundador del 1J4 (Catorce de Junio) en Mao.

El campo de golf de Manzanillo de nueve hoyos era único en el país. En la Cruz de Palo Verde, detrás de la casa del Sr. Gutiérrez (Padre del político Euclides), que también era un batey de la compañía, había un mini-campo de práctica que había sido construido por los finlandeses, entre los cuales se contaba mi padre.

En el caso de Mao nunca hubo intención de construir una casa club, ya que las fincas bananeras eran de propiedad privada (Colonos), pero si se preocuparon por promocionar la sana diversión y por las noches, los americanitos compartían sanamente con los lugareños, recuerdo que en estas libaciones, cualquiera de nosotros podía decirle "barriga verde" a los jefes y no pasaba nada, ya que respetaban las horas de descanso y diversión.

Mi favorito era mi jefe, Mr. Johnson. Diablos, recuerdo que nos fajamos a jugar el "pun" y le di un jumo que debimos llevarlo al hospital y darle un lavado estomacal. Para esa época se "tiraba" el guineo al lavadero del Pocito en Guayubín; para ello, la compañía facilitó el financiamiento a algunos chóferes que cubrían los pagarés con lo producido en el transporte. De esta manera surge en Mao una nueva clase media burguesa, que en conjunto con los colonos, rompen el paternalismo de la familia Bogaert. Anteriormente escribí dos artículos en referencia al "nuevo macondo" llamado Mao.

Los chóferes se adueñaron de la carretera Mao-Cerro Gordo-Pocito y Mao-Guayacanes-Guayubín-Pocito, por lo que en ambas orillas y a lo largo de todo el trayecto, los nuevos amos de estos predios, se encargaron de regar muchachos por doquier y por lo tanto proliferaron los centros de diversión.

Después de un huracán, la Grenada espantó la mula, ya que las inundaciones esparcieron por toda el área bananera el mal de Panamá y la variedad Cavendish o Media Mata que reemplazó a la Johnson o Dominicana, era de muy difícil manejo. No vi la retirada de la compañía ya que me fui a estudiar a New Hampshire, Estados Unidos.
Siga leyendo...