sábado, 13 de julio de 2013

FALLECIÓ EL PERIODISTA MAEÑO LUIS MONCIÓN

Por Ángel Berto Almonte

Mao, Valverde.-Falleció en el día de ayer (12 de julio 2013) el periodista Luis Monción, quien se encontraba internado en el hospital José María Cabral y Báez de Santiago, producto de un ataque cerebral severo que lo mantuvo en coma por espacio de un mes.

Monción, quien residía en el barrio el Batey de esta ciudad, fue sepultado en la tarde de ayer, de acuerdo a un reporte entregado a los medios por el colega periodista Quiro Gómez.

Al momento del ataque cerebral, el periodista Luis Monción, había sido atendido de emergencia en el hospital Luis L.Bogaert y horas más tarde transferido por los galenos a Santiago, afectado de problema de raciocinio, del habla, visión y la coordinación motora.

El periodista fue un veterano de la comunicación, fundador junto a otros colegas del Sindicato Nacional de Periodistas Profesionales (SNPP), hoy Trabajadores de la Prensa (SNTP). Laboró como corresponsal para los periódicos: El Nacional, Última Hora y Listín Diario, entre otros medios.

Colegas y amigos de Luis Monción asistieron al velatorio para darle el último adiós.

3 comentarios:

  1. Las más sentidas condolencias a todos sus familiares.

    rosatorrestineo@aol.com

    ResponderEliminar
  2. Paz a sus restos. Nuestro más sentido pésame a familaires y amigos.

    Isaías

    ResponderEliminar
  3. Luis Monción ;dentro del periodismo ,tiene sus méritos, como buscador de noticias junto a los otros compañeros en aquellos tiempos "calientes"; donde el respeto por esos muchachos les eran negado,ya que luego de ellos difundir las noticias ,tenían que esconderse para no ser victima de los denunciados.
    Mis respetos para Monción.

    Manito

    ResponderEliminar

Haga su comentario bajo la etiqueta de Anónimo, pero ponga su nombre y su dirección de email al final del mismo: NO SE PUBLICARÁN COMENTARIOS SIN NOMBRE Y SIN DIRECCIÓN DE EMAIL. Los comentarios ofensivos y que se consideren inapropiados, tampoco serán publicados.
El administrador